Lo que aceptas sin leer cuando creas tu cuenta en Instagram

Con la velocidad de un click podemos aceptar un contrato legal sin leerlo. Esto ocurre muchas veces al día en Internet, ¿pero te has preguntado qué firmaste cuando creaste tu cuenta en Instagram? ¿O qué sabe Instagram de ti y qué hace con tus datos?  

Resumimos los puntos más importantes para ti:  

  • Lo primero que debes saber es que el contenido que subas a esta plataforma se considera de tu propiedad, pero Instagram puede utilizarlo incluso para fines publicitarios con la licencia exclusiva, gratuita, transferible, sublicenciable y mundial que les otorgaste cuando aceptaste los términos y condiciones.  
  • Instagram no garantiza ningún tipo de confidencialidad del contenido que decidas subir.  
  • Todo lo que compartes en Instagram es público, a excepción de que tengas tu cuenta en modo privado. Hay información que cedes de manera voluntaria a la empresa al momento de registrarte y otra que irán recopilando a medida que usas la plataforma. Esta información comprende desde tu nombre de usuario, contraseña, e-mail, nombre y apellidos reales, fotos, número de teléfono, comentarios, agenda de contactos de otras redes sociales hasta cookies, páginas que visitas, dirección IP, navegador que utilizas, entre otros.  
  • También recibe diferentes tipos de información de tu dispositivo, como la forma en que realizas toques y te desplazas, para ayudar a distinguir humanos de bots y poder detectar fraudes.  
  • La edad mínima para darse de alta son 13 años.  
  • Se prohíbe utilizar nombres de dominio o URL como parte de tu nombre.  
  • Instagram está sujeto a la legislación de California, Estados Unidos. Aunque, por ejemplo, los concursos que se realizan dentro de Instagram deben cumplir con la legislación del país donde se realiza.