¿Se puede desahuciar a un inquilino que no paga?

Según un reciente estudio, en los últimos meses el porcentaje de personas que viven en alquiler ha ido en aumento.  

Asimismo, ha aumentado la solicitud de información y documentación sobre los candidatos que se interesan por un inmueble en concreto para evitar encontrarse con situaciones desagradables. 

En este artículo explicamos si es posible desahuciar a un inquilino que deja de pagar por causas injustificables. 

En España, el impago del alquiler se consolida como primera causa de desahucio en España, siendo dos de cada tres procesos de desahucio según los datos del Consejo General del Poder Judicial (CGPJ). Efectivamente, para poder “echar” al inquilino se debe recurrir a acciones legales. Estas acciones pueden iniciarse desde el primer mes de incumplimiento a través de un medio fehaciente, ya sea por burofax u otro medio aceptado por la ley. 

Debes acudir a un abogado/a para poder llevar a cabo este proceso y contar con todas las garantías posibles.  

Las claves para evitar iniciar un procedimiento de desahucio es el diálogo con el inquilino. Existen propietarios que empatizan en mayor o menor medida con la situación de precariedad de los inquilinos. 

En caso de no llegar a ningún acuerdo, el propietario podrá iniciar la demanda de desahucio por impago de alquiler por la vía judicial. Tras su admisión a trámite, la Administración de justicia requerirá al inquilino para que, en plazo de diez días, pague las cantidades adeudadas y desaloje el inmueble o se oponga de forma motivada al desahucio. Además, en algunos casos, existe la posibilidad de que el inquilino continúe con el contrato, si paga todo lo que debe. A este último caso se le llama enervación de la acción.  

En caso de oposición, el juzgado señalaría la fecha en que se celebraría la vista, y posteriormente el Juez dictará una resolución mediante la cual fijará la obligación de abandonar la vivienda y pagar las rentas debidas, así como la fecha para el lanzamiento del inquilino.  

Por otro lado, en caso de que el inquilino no comparezca, la justicia dictará decreto dando por finalizado el juicio y procediendo al lanzamiento en la fecha fijada.  

Por consiguiente, tanto si eres inquilino como si eres arrendador y te encuentras en una situación semejante, lo mejor será acudir siempre a un profesional especializado en temas de desahucio para que te asesore correctamente.